Y hoy se fueron de su casa para volver a su casa


3 de enero de 2010

Ha sido un fin de semana largo y ellos estuvieron conmigo. Es aquello que muchos y muchas conocemos. Este finde tocan, este finde no tocan. 
Peo alegraron y motivaron la preparación de la cena de Nochevieja. juntos elegimos que había de tomar cada uno con las doce campanadas, porque hay a quien no les gustan las uvas, La felicitación de la noche no fué, como la Nochebuena, una apretada conversación de teléfono si no unos fuertes abrazos y unos cálidos besos. El karaoke llenó la madrugada y le chocolate desbordó el cazo y, aunque sin churros, hubo quien tuvo que cambiar el pijama para no dormir con olor a machas de caramelos. Nunca me ha parecido más agradable que un niño me despierte el día uno de un olor de efluvios de alcohol y turrón. 
Un fin de semana largo con cuatro días para disfrutarlos y hacerme niño junto a ellos. 
Soy afortunado. Tienen padre y madre que los cuidan y los adoran. No estoy lejos pero, construir la convivencia cuando no se tiene a diario es un lujo que disfruto cada día. 
Hoy, recogieron sus petates y, como siempre, con más cosas que las que trajeron, volvieron a su cotidiana felicidad 
¡Los echo de menos!.

Autor: Kurt Spìnozza

un caminante a la búsqueda de caminos en los que encontrarse

2 comentarios en “Y hoy se fueron de su casa para volver a su casa”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s