El mundo que la libertad esconde


A ella le gustaba este rato de relajación delante de la pantalla del ordenador. Le parecía como si fuera uno de los pocos reductos de intimidad que le quedaban. Aprovechaba esos momentos en que su pareja se ditraía con un libro en el sofá o buscaba demostrar sus habilidades con la caja de herramientas y cualquier cosa que hubiera rota por la casa. Para ella, levantar la tapa del portátil suponía abrir una ventana a otras realidades. Allí habían personas que escribían en libertad sobre el sexo. Hablaban de sus pensamientos, de sus vivencias, de experiencias que habían salido bien o mal. Poco a poco habían pasado de ser lejanos y desconocidos personajes, a conocerlos casi como si fueran compañeros de trabajo o vecinos con los que te cruzas a menudo. Ella había conseguido ajustar sus personalidades y entendía que uno hablara de infidelidades y otra expresara sus luchas entre las dudas y los deseos. Ella, de vez en cuando, también escribia cosas, o copiaba una fotografía o un texto que le habían gustado. Le hubiese apetecido tener la palabra fácil que otros tenían para poder plasmar todo lo que cruzaba por su cabeza. Alguna vez lo había intentado, pero se perdía en desvaríos y cuando releía lo borraba porque había terminado yéndose por las ramas y, de nuevo, no expresaba lo que realmente quería decir. Pero disfrutaba leyendo, riendo o asombrándose de las participaciones de los demás. Aprendía y se abrían en su mente ideas que antes no existían. Empezaba a considerar como normales incluso cosas que antes entendía como perversiones.
Pero también se daba cuenta de que cada vez era su mundo y no el de él. Su pareja sabía que se pasaba horas paseando por las redes de internet, pero no podía imaginar, eso creía ella, cuanto había crecido su personalidad mientras leía, escribía o contestaba esos textos. Y tampoco podía imaginar, él, en cuantos deseos nuevos habían surgido en esta trayectoria.
¿por qué lo había dejado afuera?. Y ahora ¿quería realmente que él entrara? No sabía si podría escribir con la misma libertad y contar las mismas cosas o añadir a favoritos y guardar esos textos que la habían impresionado. No sería igual si él la leyera en esas páginas. Ella perdería la mínima libertad individual que había conseguido.
Mientras pensaba en silencio, escuchó el canturreo de él mientras se acercaba por el pasillo. Con un rápido click cerró la página de Club de Amigos del Sexo que estaba leyendo y bajó la tapa del ordenador.
-Estoy aquí mi amor, en el dormitorio-

tumblr_nuw827RYZX1thc2ojo1_400

Autor: Kurt Spìnozza

un caminante a la búsqueda de caminos en los que encontrarse

6 comentarios en “El mundo que la libertad esconde”

  1. Hay infinidad de parejas que sin saber, a veces, el motivo de su distancimiento, van dejando pasar los días y la brecha cada vez en mayor. Este no es mi caso ni tampoco internet fue motivo de mi divorcio, cuando yo lo hice practicamente internet sólo era para empresas o personas necesitadas en mandar correos rápidos y cientos de más avances. Si en mi caso, internet me ha servido para abrir más mis experiencias en conocimientos de varios temas y lo mismo digo para conocer, aunque sólo sea virtualmente a otras personas, las cuales podrían llegar a ser amistades sinceras con quienes compartir momentos buenos y otros no tanto. Y en cuanbto a la escritura, otras veces he dicho, que me gustaría saber escribir para poder relatar cuanto pasa por mi cabeza y darlo a conocer aunque no fuese impreso, ni muchísimo menos. hace unos pocos años lo hice, tengo unos pocos relatos en los que yo no era la protagonista pero que quizás en el fondo de mi ser, me hubiese gustado experimentar, también escribí un par de … digamos poemas las dos cosas algo subiditas de color… y todo ha quedado para mi. Internet tiene la ventaja, que si no lo deseas, nadie puede relacionarte con “tu persona”, ésa puede quedar en el anonimato.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s